Voy a seguir hablando de paz... aún en medio de una guerra. Seguiré gritando incluso cuando otros callen.

miércoles, 5 de noviembre de 2008

La cobardía.

Cuando el miedo te atenaza...
y las circunstancias te acorralan...

...te escondes....
Y entonces,
¿Te conviertes en un cobarde...?
¿o en alguien prudente?

Y tú...
¿Qué haces en situaciones difíciles?
Natacha.

76 comentarios:

Leznari dijo...

Considero que te conviertes en un cobarde,y por que? Pues verás cada persona somos un ser un cuerpo y debemos afrontar lo que nos viene sin escondernos.
La prueba la tienes en mi...o no es así?...afronté lo que me vino no sin antes esconderme en mi mismo, pero cuando recapacité dije !basta! yo soy yo y nadie puedejugar conmigo, ni siquiera mi propia mente.
Besitos mi niña querida.
LEZ

Pedro dijo...

Bueno eso depende de lo grande y fuerte que sea el de enfrente. A veces habrá que luchar y otras veces será mejor esperar mejores momentos.
Digo yo.
Un abrazo.

Joana dijo...

Yo me voy por el camino de la prudencia. Creo que siempre debemos afrontar las situaciones, porque tarde o temprano, tendremos que hacerlo, por eso es mejor hacerlo de inmediato, pero siempre con prudencia...

Besitos y linda tarde ♥♥♥

Adrisol dijo...

hola natacha!!!!!!!!
creo que se verá cúan grande es el miedo que te provoca la situación....
por ahí te escondes para dejarlo pasar y reflexionar. luego sales con toda la fuerza a buscarlo y enfrentarlo..........
o sin medir consecuencias y sin ser prudente te lanzas igual a pesar de............
quién tenga la solución que la pase, por favor!!!!!!!!!
un abrazo enorme..........

AQUIYOSOLITA dijo...

Hay que enfrentarlas pero con prudencia y eso no nos hace cobardes, el ser acelerados no nos conduce sino a empeorar las cosas, finalmente las soluciones llegan cuando se piensan serenamente. Un beso

Juan dijo...

Natacha

Ante esas situaciones, no suelo esconderme y actúo tal vez imprudentemente, aunque me debo mentalizar que esa no es buena opción. Que hay que evitar, dentro de lo posible, las situaciones de riesgo, o por lo menos, minimizarlas.

Un abrazo afectuoso.

Juan Antonio

Bowman dijo...

CORRER es de cobardes.
Esconderse no.

Al menos, no como el gato de la foto, que vigila con los ojos abiertos.
Eso es esperar pacientemente a que las probabilidades estén de nuestro lado, para saltar.
Eso... es inteligencia.

Para atacar molinos ya está el Quijote

Tambien puedo decirte que cada batalla hay que afrontarla con garantías de éxito. Sóla no puedes enfrentarte en campo abierto a un numeroso ejército y bien pertrechado. Has de elegir bien tu estrategia.
Desde los escondrijos, no hace falta estar parado. Se puede librar una auténtica lucha de guerrillas. Ya sabes, preparar el golpe desde el refugio, darlo rápido y por sorpresa... y volver al refugio a preparar el siguiente golpe.
Anda, dale a ese gato, para que vaya leyendo, El arte de la guerra (de Sun Tzu).
Si lo buscas en google, además, lo encontrarás el pdf y te lo puedes descargar.

Besitos
Hasta la victoria siempre
;-)

Soñadora dijo...

Cuando las circunstancias te acorralan es cuando mas debes pensar con cabeza clara y no ser impulsivo, por el contrario, analizar bien la situación y actuar con prudencia.
Besitos,

@Patrulich dijo...

Yo a veces no soy muy valiente... me cuesta no paralizarme cuando el miedo toma protagonismo. Pero a medida que voy calmando mi interior, asomo de nuevo mi cara, como lo hace el gatito... y lentamente se aclara la mente y surgen las respuestas.
No siempre es fácil, pero creo que ahí está esa voz para guiarnos cuando más la necesitamos.
Hermosa hermana mía, ahí va mi beso y mi abrazote.

Sendieva dijo...

Bueno mi niña, creo que esconderse no es de cobardes, lo que pasa que hay momentos que necesitamos pasar mas desapercibidos para pensar y poner orden en la cabeza, sobre todo en las decisiones importantes.

Si alguien es valiente, no quiere decir que sea lanzado o no sea prudente, es más la prudencia es una virtud que va unida a la valentía, el estudio y saber cuando sacar la cabeza va más con la inteligencia que con la valentía,al menos es mi opinión y procuro actuar así, aunque a veces cuesta.

Yo se que eres muy inteligente, y cuando puedas tener miedo de algo es por falta de seguridad, porque te falte aclarar las cosas, o tiempo para verlo más claro, tomate tu tiempo en todo lo que necesites y se que actuarás con la mayor inteligencia y valentía, sin duda.

Te quiero mucho maravillosa mujercita ¿todo bien?

Tawaki dijo...

Yo me he llevado más de una buena leche por asomar la cabeza cuando no debía. De todas formas, la prudencia es una cosa y la cobardía otra bien distinta, en mi humilde opinión.

Besos.

Tigris dijo...

Yo procuro controlar la respiración y los pensamientos, concentrarme, repasar mentalmente los recursos disponibles, prepararme para la lucha o el despliegue de alguna otra capacidad necesaria.
Interesante tema. Un beso,amiga.

Chuspi dijo...

Cuando el miedo es tan poderoso,me engulle por entero tal adrenalina que no puedo quedarme quieta agazapada esperando...No.

Igual tampoco sé ni cómo actuar o por donde tirar, pero quedarme escondidita yo? Nunca!! Ja!

BESIS!!!

€_r_i_K dijo...

Hace ya mucho tiempo que la batalla a la vida es solamente enfrentarte a todos tus miedos......
Y las resoluciones siempre dán lo mismo, no varian los temores....
Además si son negativos, cuando más pronto pasen, más fácil recuperarte.....

Salu2sssss

Antiqva dijo...

Como Antiqva es, sobre todo, honesto, dice la verdad: Todo depende del tamaño del otro... Entiendo tamaño en sentido amplio, claro.

Como demonios voy a pegar a un inspector de Hacienda, por ejemplo, solo algun insensato puede decir cosas de esas.

Ahora si el que tengo enfrente es bajito, o cojo, o similar "que se prepare"... Ja,ja,ja,,,

Un abrazo, amiga

isis de la noche dijo...

Jaja.. después de concordar en absoluto con nuestro amigo Antiqva, te diré que para esas batallas internas, siempre tengo un hermoso lema...

Con todo cariño para ti, mi niña:

No te resignes antes de perder
definitiva, irrevocablemente,
la batalla que libras. Lucha erguido
y sin contar las enemigas huestes.

¡Mientras veas resquicios de esperanza,
no te rindas! La suerte
gusta de acumular los imposibles
para vencerlos en conjunto, siempre,
con el fatal y misterioso golpe
de su maza de Hércules.

¿Sabes tú si el instante en que,
ya fatigado, desesperes,
es justo aquél que a la definitiva
realización de tu ideal precede?

Quien alienta una fe tenaz,
al destino más difícil compromete
en su favor. El SINO a la fe
solo es vulnerable y resistir no puede.

La fe otorga el divino privilegio
de la CASUALIDAD, a quien la tiene
en grado heroico.

Cuando las tinieblas
y los espectros y los trasgos lleguen
a inspirarte pavor, ¡cierra los ojos,
embraza tu fe toda, y arremete!
¡Verás cómo los monstruos más horribles,
al embestirlos tú, se desvanecen!

Cuanto se opone a los designios puros
del hombre, es irreal: tan solo tiene
la imaginaria vida
que le dan nuestro miedo y nuestra fiebre.

Dios quiso en su bondad que los obstáculos
para aguzar las armas nos sirviesen;
quiso que el imposible
estuviera nomás para vencerle,
como está la barrera en los hipódromos
a fin de que salten los corceles.

Búrlate pues, de cuanto en el camino
tu altivo impulso detener pretende.
¡No cedas ni a los hombres ni a los ángeles!

¡Ama mucho: el que ama embota
hasta los aguijones de la muerte!

¡Que tu fe trace un círculo de fuego
entre tu alma y los monstruos que la cerquen;
y si es mucho el horror de los fantasmas que ves,
cierra los ojos Y ARREMETE!

Amado Nervo.

Un gran abrazo que te llene de valor cuando lo necesites ;)

SUSURU dijo...

Querida amiga: quedé enamorada con la imagen que desborda ternura.
qué hago yo?, te respondo: trato de observar primero para saber cuidarme. A veces es necesario saber esconderse o más bien resguardarse y eso no es cobardía, es sentido común.
Otras veces, salgo, enfrento y si puedo transformo ese obstáculo, para vivir un poco más tranquila.

besos y abrazos sin miedo

RICARDO BATICÓN dijo...

Hola Natacha

es curioso pero en el último post de mi blog hablo sobre la peli Jerry Maguire y hablo de temas parecidos... que el miedo frena, el miedo a lo nuevo, a lo desconocido, al cambio... La rutina nos da estabilidad... pero a lo mejor lo valiente es enfrentarse a nuestros miedos, no'

Un saludo!

sinkuenta dijo...

En situaciones difíciles lo que hago es preocuparme... sin embargo, estoy descubriendo que es mejor 'ocuparse'... de todos modos, siempre procuro que alguien de la cara en mi lugar... aunque a veces no me queda más remedio que ponerme colorada. Un beso guapa

Conchi dijo...

Yo intento afrontar esas situaciones y si veo que no puedo con ellas, me escondoooooo, jaja.
¿Dónde andas? Hace días que no te veo.
Espero que estés bien.No quiero perderte!!!
Un fuerte abrazo.
Conchi

Jessi dijo...

generalmente uno lo qe piensa es a afrontar la situacion pero hasta qe toma valor para enfrentarla... y puede que ahi es cuando uno se esconda
me encanto tu blog, te voi a hacer un link asi te leo mas seguido :)
suerte!!

Martin dijo...

Sobre ésto soy muy cauto, las situaciones difíciles o como sean las enfrento, pero cuando se salen de contexto con violencia inusitada, sencillamente prefiero quedar como cobarde y retirarme.
Porque? por que he aprendido técnicas de pelea oriental, donde te enseñan a enfocar el problema de un punto de vista en donde no causes daño y si es posible retirarte para evitar la confrontación. Es lo que más te recalcan y bueno y si no lo puedes evitar se asumen las consecuencias de lo que se pueda causar en defensa propia, llegando al extremo.
Pero prefiero evitar ante todo cualquier acontecimiento, mientras no me invadan mi espacio.


Besitos mijita.

Natacha dijo...

Lez, no todos somos valientes o no siempre es el momento...
Un besito, cielo
Natacha.

Natacha dijo...

Pedro, si.. jaja. Si es muy grande... mejor esconderse y esperar que se le pase...
Un beso, mi niño.
Natacha.

Joana, (que bonito tu nuevo perfil) ser prudente es una buena virtud, percipitarse suele ser síntoma de fallos.
Un beso, preciosa
Natacha.


Adri, jajaja, Estás tan liada como yo misma...
También lo pido, quien tenga la solución que la muestre, jajaja.
Un beso, cielo
Natacha.


Aquiyosolita, parece que se decanta la opinión hacia lo que dices. Veo que me abrís ventanas y es maravilloso.
Un beso, bonita
Natacha.


Juan, ser impulsivo y "echao p'alante" no se puede evitar. Aunque como bien dices, a veces, puede ser un riesgo.
Gracias, cielo por venir
Un beso
Natacha.

Natacha dijo...

Bowman, no dudes ni por un instante que ese libro caerá en manos del lindo gatito.
La frialdad, vestida de prudencia, tiene muchas papeletas de victoria. Te doy las gracias en nombre de ese gatito asustado y escondido.
Un beso de colores, indi.
Natacha.

Natacha dijo...

soñadora, pues es verdad que cuanto más presión, más peligro... deberá haber más prudencia...
Un beso, mi niña
Natacha.

Natacha dijo...

Patri, creo que eres una mujer valiente, muy valiente. No te imagino escondida, la verdad. Eres un ejemplo para muchas personas.
Mi hermana querida...
Un beso
Natacha.

Natacha dijo...

Eva, eso quiero pensar, que la prudencia y esconderse no es de cobardes...
Estoy, linda, estoy de momento.
Un beso, mi niña preciosa
Natacha.

Natacha dijo...

Tawaki, también he recibido más de una... por asomar, por eso ahora me escondo...
Un beso, cielo
Natacha.

Natacha dijo...

Tigris, eres un felino listo y sopesas con sabiduría... Un pequeño gatito ha de aprender mucho aún.
Un beso, amigo
Natacha.

Natacha dijo...

Chuspi, jajaja No esperaba menos, desde luego.
Tu siempre arrollando, como un tren de mercancías.... eres maravillosa, linda
Un beso, mi niña
Natacha.

Natacha dijo...

Erik, coger el toro por los cuernos.. ¿no? Bueno, A veces no se puede. El toro es en algunas ocasiones muy peligroso...
Un beso, querido amigo.
Natacha.


Antiqva, tu sentido del humor es de lo más "práctico", la verdad, jajaja.
Un beso querido amigo mío.
Natacha.


Isis, querida amiga, qué texto más hermoso. Hiciste que mis ojos se llenasen de lágrimas.
Gracias por el detalle, por tu regalo de amistad.
Un beso, preciosa.
Natacha.


Sususu, sin duda tienes la calma que da la sabiduría... de la que este pequeño gatito carece... Con el tiempo aprenderá y sentirá que no es cobarde esconderse y esperar..
Un beso, linda.
Natacha.

Natacha dijo...

Ricardo, si eso sería lo valiente... pero por eso mismo hablaba de la prudencia, para encontrar un huequito donde meterme y no sentir esa cobardía que me provoca el miedo...
Un beso, querido amigo
Natacha.


Alicia, jajaja. Vaya estrategia... tal vez la adopte en algunos momentos
Un beso, mi niña preciosa
Natacha.


Conchi... ando algo escondida...
Tengo algunos problemillas "técnicos" y estaré algo menos que antes... pero estaré. Perdóname por teneros algo abandonados.
Un beso, preciosa. Nunca me perderás...
Natacha.

Natacha dijo...

Jessi, hola preciosa.
Es verdad que el miedo hace que nos escondamos... a veces eso, nos salva de algo peor...
Te enlazo también, cielo.
Un besito.
Natacha.

Natacha dijo...

Martín es muy interesante cómo enfrentan estos asuntos las técnicas orientales. Son consejos sabios... aunque en occidente los veamos como cobardía...
Muy interesante, mijito.
Un beso, cielo
Natacha.

M. Jose dijo...

Natacha, he vivido momentos de todos, unas veces me he enfrentado y otras me he escondido...depende
También te digo que en las más difíciles ha sido cuando una fuerza que no se explicar ha hecho que me salga ese mirar de cara a las cosas...
Un abrazo
MJ

Sandra... dijo...

Amiga... lamentablemente me convierto en una cobarde y me agarra como al Chavo del 8, cuando decía que le agarraba "la garrotera" y se aflojaba todo.. bueno así soy yo!
Lo pude comprobar en 2 ocasiones que creo que fueron las que más miedo me dieron en toda mi vida que fueron 2 asaltos a mano armada.
Quedo paralizada, por suerte atino y escucho las órdenes que me puedan dar (dame ésto o aquello), pero de valiente nada... y ni te cuento como quedo después que pasa el episodio!!
Sí he tenido valentía, cuando mis hijos eran pequeños y sufrían alguna herida (yo soy muy impresionable..) y no sé de dónde sacaba fuerzas para limpiarlos, curarlos y demostrarles que "no era nada!!"
Todo depende de la ocasión.. supongo yo!
Un beso grandote amigota!!!!!♥♥♥♥

Maca dijo...

primero me agobio y luego actúo.
Pero primero siempre me agobio, a veces no puedo evitar ahogarme en un vaso de agua, y no sé por qué, porque al final todo se soluciona.
Un beso

César dijo...

Intento mantener la calma y no desesperar. Luego pienso que lo pero que me puede pasar es la muerte, y generalmente los problemas no me han llegado a tanto. Busco en seguida la solución y no el por qué...si no veo solución a mi mano...dejo que las cosas se acomoden..pero sigo andando...Suena a tópico, pero la verdad es que me ha tomado muchos años y lágrimas llegar a esta actitud, aún no lo perfecciono pero alli vamos...

Me gustaron tus preguntas...Besos

Reina dijo...

Mi primer impulso es ir a por ello; cuanto antes resuelvo un problema, ante me libro de él y actúo por impulsos y por intuició, aun he de reconocer que, a veces, si es muy gordo, me bloqueo y necesito pensar; un besito

hawkeye dijo...

es muy relativa la pregunta que formulas hoy cielo... hay ocasiones en las que sin duda toca dar la cara, afrontar el problema por los cuernos, valga el término taurino, pero en otras ocasiones, no me queda más remedio que quedarme en la barrera para no generar más problemas, creo que cada situación es distinta, y cada una de ellas tiene por consiguiente una resolución también distinta... Besos

libra dijo...

Bueno, yo llamaría cobarde a una persona que se defiende de manera no limpia y sin dar la cara, por la espalda. La forma en la que podemos actuar ante una adversidad, bien defendiéndonos o bien "escondiéndonos" pues supongo que depende o bien del carácter de cada persona o de la situación personal en la que vive esa persona, y no es justo calificarla de cobarde o no cobarde...es cierto que el miedo puede llegar a paralizar, y eso puede hacer que dejemos de hacer cosas que nos importan, y entoces sí pienso que sería algo que debemos tratar de vencer, pero eso no nos convierte en cobardes si no logramos vencerlo...En mi experiencia personal, no soy muy miedica y sí suelo enfrentarme, por ponerte un ejemplo, en una época que tuve un negocio quisieron robarme utilizando el engaño, liándome con el cambio, "yo te dí tanto dinero", y pretendían quedarse con 5000 pesetas(ya hace unos añitos) y yo respondí que antes de dárselas tendrían que esperar a que yo cerrara e hiciese caja, y que si sobraban se las daría, se trataba de 3 personas de raza gitana,(dato que yo nunca tuve en cuenta, pero te lo comento porque después me advirtieron que debería tenerlo) y me montaron un follón en la tienda,para intimidarme llamándome ladrona, pero yo seguía firme en mi decisión,entoces les dije que si habría la caja en ese momento tendría que ser delante de la policia, se negaron y se fueron amenazándome que se habían quedado con mi cara, eso sí, en cuanto se fueron me desplomé de puro nervio, llamé a la policia, quienes me dijeron que lo primero que tenía que haber hecho es no dejar entrar a esas personas en mi tienda, pero es que yo nunca he creido en el derecho de admisión dependiendo de pintas o razas, y a pesar de lo que me pasó lo sigo pensando,( pero ésto es ya otro tema) así que tuve durante una semana a dos policias de paisano rondando por mi tienda, afortunadamente no pasó nada, y yo ahora me pregunto si fuí imprudente.Ah decir que la caja cuadró y no sobró dinero ;) Lo cierto es que yo en ese momento no pensaba en el dinero en sí, al fin y al cabo lo que me pedían eran 5000 pesetas, sino que pensaba en el hecho de que intentaban pisarme...

Besitos

libra dijo...

uy "abría la caja" ;))))

AFRICA dijo...

No me considero valiente, en absoluto, tampoco soy tranquila,mejor diré que soy muy nerviosa y enseguida me entra el pánico. Pero en determinadas situaciones, sobre todo si me cabreo, no pienso en las consecuencias, alquien podría confundirlo con valentia, cuando solo es falta de prudencia.

Frabisa dijo...

Querida Natacha, es una pregunta interesante pero mi respuesta es sencilla porque me conozco mucho, es lo que tiene haber vivido muchos años con una misma.

No me escondo, siempre afronto a cara descubierta los momentos difíciles. No sé si llamarle a eso valentía, creo que es cuestión de carácter y de resultados. No podría respirar si dilatara la solución de un problema.

un beso, guapa

Sendieva dijo...

Claro que estás!!! ahora y siempre estás. Un corazón tan grande no puede pasar desapercibido, es imposible, si supieras la fuerza mental e interior que desprendes, todo lo que llegas hacer sentir, lo valiosa que eres, núnca te sentirías asustada, quizás si agacharías la cabeza por necesidad, por precaución, pero nada más, mira tus manos y ponlas en tu corazón y sientelo, verás la fuerza que tiene, toda la que tu tienes, toda la que nos das...

Te quiero mucho preciosa mujer.

PAOLA dijo...

Natacha, recién decubro este maravilloso espacio y de everdad lamento no haberlo hecho antes, es mágico y poderoso.
te dejo saludos, respetos, invitación a mi laberinto, y una reflexión, en situaciones difíciles, actuar con equilibrio sería lo mas prudente, aunque no solemos hacerlo bajo presión, tampoco sirve detenerse apensar demasiado, ya que se requiere rfeacció, rapidez y exactitud. yo dejo que el instinto fluya y también balanceo mi exceso de análisis.
un beso

Elsis dijo...

Si hay que actuar rápidamente porque la situación así lo requiere, el valor aparece y podemos hacerlo correctamente.
En otros casos es mejor tranquilizarse para no cometer errores.

Besitos, mi niña preciosa!

Ricard dijo...

Como buen cobarde, en las situaciones dificiles yo suelo huir o esconderme...

paprika dijo...

yo también reacciono escondiendemo o ingnorando la situación, como si no fuera conmigo, depués paso a la fase "disgusto"(consiste en llorar mucho y sentirse victima de la situación), pasados unos días consigo un poco de distancia y comienzo a analizar, y ahí me estanco....

Natacha dijo...

m. josé a veces pasa que cuanta más es la presión, mas te mueves.
Un beso, cielo
Natacha.

Paqui dijo...

Pase a saludarte y desearte feliz fin de semana.
Un besito guapa

Natacha dijo...

Sandra, jaja. Es verdad que con los chicos una se hace la valiente. Yo sin embargo cuando me atracaron a punta de navaja... no sé de donde saqué la mala leche y el chico me miraba como sin podérselo creer, jaja.
Depende, claro , del momento.
Un beso, preciosa
Natacha.

Natacha dijo...

maca, bueno, suerte que todo se soluciona... Yo también me escondo. Sobre todo en cuestiones que no son de peligro físico, sino emocional...
Un beso, mi niña
Natacha.


César a mi me gustaron tus respuestas. Es una manera inteligente de actuar, aunque te costara lágrimas, cosa que lamento.
Un beso, amigo
Natacha.

Reina, ¡esa es mi chica! valiente rápida enfrentando los problemas. No me extraña de ti.
Un beso, linda
Natacha.


Haw, es verdad, aunque creo que siempre hay una tendencia natural... la mia es esconderme y llorar sin que nadie me vea.
Un beso, mi niño.
Natacha.


Libra, menudo susto... Yo no sé cómo habría actuado, la verdad. A veces cuando uno debería ser más prudente y además lo que te juegas no merece la pena... es cuando sale el valiente que llevamos dentro...
Me ocurrió igual cuando me atracaron.
Un beso, mi cielo.
Natacha.


Africa, eso ha costado más de un disgusto a alguno.... pero no se puede evitar ¿verdad?
Un beso, bonita
Natacha.

Natacha dijo...

Fabrisa, tu no sé, pero yo le llamo valentía sin duda ninguna. Admiro a quienes tomais la vida de frente...
Un beso, cielo
Natacha.


Eva maría, vas a tener que cobrarme estas inyecciones de autoestima que me regalas.
Eres un ser muy especial para mí, y así te lo hago saber.
Gracias mi niña por tenerme en tan alta estima... Tu te me escapas de lo arriba que estás.
Un beso, también te quiero... un montón.
Natacha.

Natacha dijo...

Paola, ante todo bienvenida y nunca es tarde para venir a mi luna. Gracias cielo.
En cuanto a tu opinión, diste en el clavo. El término medio, la mesura y la medida son el secreto del éxito, a veces, tan complicado de encontrar.
Vuelve siempre que lo desees, eres bien recibida.
Un beso, preciosa
Natacha.


Elsis, también tú hablás del termino medio y de la oportunidad adecuada. Hay que saber llegar a eso... tu lo hiciste, mi mami
Un beso, querida
Natacha.


Ricard, jajaja. Eres de los míos... Somos muchos, aunque no sea consuelo.
Un beso, lindo
Natacha.


Paprika, jajaja. Me suena mucho el proceso... si te sirve de algo, es el mismo que el mío..o muy parecido.
Un beso, preciosa. Bienvenida.
Natacha.

Camy dijo...

copmo todo hijo de vecino, recibo el golpe, me paro dolorida pero luego, confieso que me da vida, y desdeluego pongo los medios para salir del bache.
besos

Aguabella dijo...

Puede que al principio me esconda como el gatito de tu imagen, me arrincone y medite, cuando ya he pensado y sopesado...me hago grande y me envalentono, me convierto en otro yo, esto te lo digo porque ya lo he vivido.

De todas formas uno no sabe cómo va a reaccionar y te llevas sorpresas.

Besitos guapa

adriana dijo...

La diferencia entre cobardía y prudencia está en la mente de cada uno. En el sentido que cada uno quiera darle. Lo que a tí puede parecerte cobarde a mi puede resultarme prudente.
El miedo también es aliado de los dos y anda tocando las narices cuando hay que decidir entre cobardía y prudencia y siempre pone su sello.

Me encanta la foto! no se si es prudente o avispado y espera a su ratón..

Besos

Julia dijo...

Yo soy muy prudente... analizo toda la situación y después si hay que correr... a correr bien rápido, jajaja.
Me encantó la foto!
Que disfrutes del finde.
Besosss.

mi despertar dijo...

Cuando tengo miedo que hago? Dejame pensarlo para cuando lo tenga Prometo venir a contestarte
besos

Roberto dijo...

Hola Natacha, pues son preguntas muy puntuales las que haces. Pues trato de responder...

Creo que depende de la situación, hay veces en que es mejor actuar, pero otra veces es mejor resguardarse y esto no constituye cobardía, sino prudencia ante las situaciones que nos afectan. En definitiva depende de cada caso...saludos!

Natacha dijo...

Camy, la fuerza para ponerse en pie, es admirable.
Un beso, preciosa
Natacha.

Natacha dijo...

Aguabella, inteligente combinación la tuya, desde luego.
Ya quisiiera yo hacer eso más de una vez.
Un beso, mi niña
Natacha.

Natacha dijo...

Adriana, bienvenida a mi luna. Respecto a lo que dices, el miedo es libre... y así se manifiesta, como le da la gana, jajaja.
Gracias por venir. Te espero siempre que lo desees.
Un beso, cielo.
Natacha

Natacha dijo...

Julia, tu eres de la listas, jajaja. Yo corro, casi sin pensarlo dos veces...
Un besito, linda
Natacha.

Natacha dijo...

Mi despertar... guauuu, eso si que es una respuesta contundente. Suerte la tuya... yo tuve miedo tantas veces...
Un besito, preciosa
Natacha.

Natacha dijo...

Roberto, es la conclusión más acertada, despues de todas vuestras respuestas...
A cada problema una solución. La prudencia es, a veces, imprescindible...
Un besito, cielo.
Natacha.

Emig dijo...

Observarlas con el detenimiento del no pensar. Solo observar, pero no lo de fuera sino lo de dentro. Ambas cosas por igual y sin decidir, seguir y vivir el Sol, con la prudencia del no caer, pero con el impulso del aprender.
Suele ser fácil lo que no oponemos resistencia y difícil lo que sí. ¿Cuestión de dificultad solamente?

Bsitos, cielo.

Fair Lady dijo...

¡¡Yo saco el hacha y a por ellos!! jajaja

Suelo analizar la situación, me da igual el tiempo que tarde, tengo paciencia y mucha... luego depende si el momento es el idóneo, actúo, ataco o incluso ya se ha resulto por si solo el problema.

Un besito guapa

Natacha dijo...

Emig, claro que no, Tienes razón cielo.
Un beso y gracias por tu reflexión.
Natacha.

Natacha dijo...

Fair, suelo esconderme también, pero ataco cuando es necesario. También sé esperar, pero se me olvida, lo malo.
Lo bueno, jamás lo olvido.
Un beso, mi niña.
Natacha.

Diosaoasis dijo...

En situaciones dificiles me enfrento a ello aunque les tenga miedo.

Natacha dijo...

Diosaisis, eres valiente. Te envidio.
Un beso
Natacha.

MARIO ALONSO dijo...

¿Cobarde o prudente? Yo me definiría como prudente... ¿y tú? :))

Natacha dijo...

Ja, nunca me preguntan...
Pues creo que mi prudencia, a veces, raya en la cobardía...
Y no soy gallega, jjaja.
Un beso, lindo
Natacha.

"Protegedme de la sabiduría que no llora, de la filosofía que no ríe y de la grandeza que no se inclina ante los niños."

Kalil Gibran
.