Voy a seguir hablando de paz... aún en medio de una guerra. Seguiré gritando incluso cuando otros callen.

domingo, 31 de enero de 2010

De entre las espinas...

De entre las espinas,
a veces, surge como un milagro...

la belleza de una flor,





Hay personas que rodean su vida de espinas.
Si te acercas... te hieren.

Sin embargo, alguna vez me ha pasado,
que soporté el dolor, y con paciencia descubrí
un hermoso corazón de colores, suave, amable y bello.

Yo nunca supe cómo sujetar las espinas a mi vida, pero sé quitarlas...

Y tu, ¿Conoces a alguien así? ¿Conseguiste hacer florecer su corazón?

Un beso suave,

(Gracias a Rosalía, mi "compi" por las imágenes)

55 comentarios:

Carlos Alberto dijo...

Muy bonita la frase! yo estoy a la espera aun... De encontrar dicha flor y sentirla germinar dentro de mi. Hay muchas espinas intentaremos no pincharnos con ellas.

"De grandes males grandes remedios"

un besito Natacha.

Espero verte prontito...

.Leonardo B. dijo...

[agradecido pela reflexão... tantas as passagens da vida, que não nos detemos para reflectir, e contudo, elas ferem-nos]

um imenso abraço

Leonardo B.

S0y la Que No Buscas dijo...

Estoy rodeada de espinas, o por lo menos lo estuve pero muchos han soportado y por eso mi corazón hoy pinta de colores jeje

bella reflexión, besos!!!

Ignacio Reiva dijo...

No creo que pueda tener espinas quien no tiene el más tierno corazón. Es difícil acercarse a ellas porque lastiman nuestro cuerpo, como una trinchera que sólo sirve durante la guerra. Pero demostrando paz, se abren y surge la flor. Un gran beso.

DIAVOLO dijo...

Sin querer emitir un comentario negativo, he de decir que pienso que, una vez que te has pinchado, es muy difícil retirar todas las espinas.

He conocido muchos casos... y sólo he dicho que "es muy difícil", pero no pierdo la fe ni la esperanza en que no sea imposible.

Besossssssssss.

Desde el Alba dijo...

Preciosas palabras...a esas personas hay que alejarlas de nuestras vidas pues solo nos aportan cosas malas...saludas te espero!

Lely Vehuel dijo...

Recorrer el tallo lleno de espinas para llegar a la flor de la vida.Hola, que hermoso este post, tu blog como siempre tan gentil de emociones, comparto siempre tus entradas, esta es muy especial.Hoy te visito desde Cuentos y Orquideas y quiero invitarte a leer un nuevo cuento llamado Rey Y Mendigo, espero que te guste.
Mucha luz y hasta pronto.

angie dijo...

A veces las espinas son un muro de protección frente al mundo, pero en el interior hay un corazón de lo más blandito. Besos

ANTIQVA dijo...

Amiga, las espinas son de por si maliciosas, pero ocurre que a veces se topan con gentes de bellisima naturaleza, como sucede con las niñas que lucen coletas...

Entonces, pero solo en esos casos, las espinas -ilusionadas- llegan a brindarnos flores.

Un fuerte abrazo, amiga

alma máter dijo...

Qué bonita entrada Natacha!! pues yo desgraciadamente la gente que conozco con espinas, son de las que "pinchan" y hacen daño... Rara vez se ha escondido un corazoncito detrás de ellas..

Un besote!!!

fabi dijo...

La gente mas cerrada mucha veces esconde una sensibilidad y un corazòn muy grande, solo no sabe como "decirlo"... es una grande cosa llegar al corazòn y descrubir que siempre detras de las nubes està el calor de el sol...

un abrazo con cariño

myself dijo...

Hola, la gente que me he encontrado con espinas no creo que tengan ese tierno corazón escondido, han clavado las espinas de tal forma que me costo quitármelas. Besines.

Amig@mi@ dijo...

También sucede al revés, hay flores que encierran una gran belleza pero están rodeadas de espinas...
;)
Un abrazo

carlota. dijo...

Conozco a alguien así , con espinas , pero como pincha tanto y yo soy tan cobardica , que se quede con sus espinas y a ver si se le vuelven del revés y se pincha ... jeje

Un beso enorrrrrme preciosa .

PD felicita a tu "compi "

mariajesusparadela dijo...

Yo...me voy conociendo...poco a poco.

Genín dijo...

¿Espinas?
Según caminamos por la vida, hay que sortearlas para que no nos pinchen, es normal...
Salud

luisa maria cordoba dijo...

A veces esas espinas son el escudo que encierra un corazón hermoso, lo que pasa es que hay que arriesgarse y te puedes pinchar.
Un besito Natacha.

Mery Larrinua dijo...

...habia una rosa con espinas...un enamorado la arranco para ofrecerla a su amor y una espina lo hinco...y salio una cancion que dice..."amor con espinas...que dulce dolor...asi fue mi primer y unico amor, nacio de una rosa perfume y espina, amor...y dolor..."
un abrazo

Iana dijo...

Hace algunos ayeres conoci una flor con espinas, las heridas que me causo aun duele pero sé que aunque las cosas cambiaron despues yo fui capaz de soportar el dolor y ver la flor bellla que era... Hoy él se encuentra con muchas mas espinas que antes y ahora yo estoy demasiado lejos para volverlas a quitar...

me has traido recuerdos de algo que paso ayer si gustas lee la conversacion que esta en mi blog en la entrada de hoy en donde charle con la persona que hizo que a mi flor le salieran mas espinas...


saludos

Anouna dijo...

Dicen que la vida es un camino de rosas y espinas; de tanto en tanto entre la suavidad nos pinchamos.

Conozco mucha gente espinuda, las observo, y me pongo guantes para poder llegar a su alma, tienden a defenderse, tienden a ser agudos; pero, a la larga y con paciencia, llegas hasta la profundidad habiendo sorteado tanta espina. Y te encuentras que son iguales a una, pero con más resentimientos y amarguras. Hay que tener paciencia, la vida no es fácil, hay días de rosas y otros de espinas.

Un abrazo enorme Natacha, que tengas una muy buena semana.

Anouna

Allek dijo...

Preciosas flores.
me ha encantado tu espacio
me ha dejado maravilosas sensaciones..
te dejo un abrazo

Roberto dijo...

Todos tenemos un mejor posible o un peor posible, hay tantas espinas al principio, pero bien vale ver una flor cierto?

Mela dijo...

No conozco un corazón donde no pueda florecer un sentimiento! Gracias Nata! Muacc

Basileia dijo...

Con la sinceridad flotando por mi teclado, creo que sí conozco a alguien con espinas protegiendo su corazón, se acostumbró a ello desde hace varias décadas y como sabe del peligro que puede conllevar para los demás, nunca deja que nadie se acerque para hacerlo florecer (si es que es capaz de germinar una flor).

Besos cielo (no te pincharé, prometido)

Pilar dijo...

No sé que decir, yo sé de lo contrario... Una flor hermosa a la que le salieron demasiadas espinas, tantas que apenas dejan ver los colores de sus pétalos.
La flor, oculta por sus espinas, es inconsciente de su belleza ni deja que los demás disfruten de ella, ni tan siquiera al jardinero que sufre por no haber sabido cuidar de ella.
Un abrazo suave, sin espinas, para ti, mi niña.

Pilar

Un saxofonista en mi salón azul dijo...

Interesante post y pregunta, Lady...
Todos estamos plagados de espinas propias y prestadas... Un beso.
Me dejas pensando últimamente...
BEsazo más grande.
LADY JONES

SANDRA... dijo...

DESEO QUE LA PAZ SECUESTRE TU VIDA..
EL AMOR INUNDE TODA TU ALMA...
LA FELICIDAD SE REFLEJE CON SONRISAS EN TU CARA..
TE DESEO DE TODO CORAZÓN QUE TENGAS UNA LINDA SEMANA BESITOSSS

rlfox dijo...

“Imposible no llorar para obtener el primer alimento, ninguna flor carece de veneno o peligro, ya que son en si, una trampa, para un fin, estas son las relaciones sociales… pero nunca niegues su belleza” TJW Tronken

salvadorpliego dijo...

Una verdadera belleza esas flores. Gracias por compartirlas.

Saludos.

Celia dijo...

Sí y no.
Algunas veces hice florecer corazones, pero de pronto ¡zas! recibes otra espina.
Eso me hizo pensar en que los seres humanos somos así. Contradictorios, y también que podemos herir aún sin saberlo.
Besos

Frabisa dijo...

Me encantan los cactus, Natacha, son chulísimos.

Te veo a ti mucho más proclive a sacar espinas que a mí misma :) pero tengo que decir que también tengo una excepción. Sí, definitivamente me volqué porfiadamente con una persona y el éxito (aunque lento) fue impensable a priori.

un besazo, guapa

۞Mujer Vestida de Mar ۞ dijo...

Hola preciosa para sorber el nectar de esas flores hay que ser colibrí.
besos desde la gruta de la sirena.

Abriles dijo...

esa es un leccion importante Natacha, me viene muy oportuna ahora que ando en espinas...

Sofía dijo...

Sí.

Un beso.

thot dijo...

Pues sí, pero es cierto que te llevas muchos pinchazos pero un flor puede brotar hasta del fango más espeso.
Un besito.

Lisandro dijo...

Dependeidno de la estacion de mi interior confieso que me salen espinas debes en cuando... a veces las he podido quitar... no se si habia una flor o no!!! pero te aseguro que el placer que da sacar ese pinche te alivia y mucho!!! un fuertisimo abrazo :D

Rina dijo...

Con toda sinceridad....yo estoy rodeada de espinas; siempre ando usando máscras de felicidad cuando estoy triste;no dejó que nadie me vea mal...pero existen ciertas personas que han visto mis flores; que han visto como soy realmente y han logrado ver mis flores....a todas ellas muchas gracias ^^

Y espero que yo también haya visto las flores de la gente que me rodea...

Soñadora dijo...

Creo que todos en el fondo tienen un hermoso corazón, sólo que algunos usan una coraza casi infranqueable. No hay reto más tentador que derretir esas corazas y descubrir ese corazón. Preciosas las fotos.
Besitos,

AZUL dijo...

Yo crei haber podido deshacerme de las espinas y quedarme con la flor, la guarde en una burbuja, cerre los ojos, cuando desperte vi que miles de espinas nos rompio todo incluyendo mi ilusión.....

Julio dijo...

Si que hay alguno con espinas.
Un abrazo
Julio

cosasdebarita dijo...

Natacha... Acabo de descubrir, en el blog de Conral, que estas en linea. Pensaba que , en fin te habias tomado un tiempo.
Veo que tienes este blog con fuerza , pasión y unas imagenes muy impactantes. Ya te ire siguiendo y comentando. Un abrazo

Airblue dijo...

La verdad carita guapa es que nunca te puedes fiar del exterior de una persona, los hay que pinchan, chinchan y rabian y luego cuando metes el dedo en la llaga, te llevas más de una sorpresa.
Yo tengo tantas que parezco un erizo, pero sé quién puede quitármelas y mejor aun, tengo la virtud de arrancárselas a los demás y sobre todo de no clavarlas, no me gustaría.

¿Cómo estás? a parte de mising.

Nana dijo...

Hola Natacha.
Bonito poema, ten cuidado
con las espinas de las flores.
cuidate
besos

Nuria dijo...

Uffff si
conozco por desgracia a más de una persona llena de espinas.
Sólo tuve una opción. Me alejé. Al tiempo volví a acercarme porque no me creía que sí siguiera, pero me pinché, y me dolió mucho pero fue definitivo.
Creo que me conozco y no creo tener espinas, al menos no tan dañinas como las que sufrí.

Un abrazo Natacha

Chuspi dijo...

Pues sí Natacha, y a veces resulta más sencillo de lo que en un principio parece. Supongo que se trata de emplear mucha mano izquierda e ir con mucho tacto...
Y después resulta ser una bella persona, es cierto, aunque les cuesta mucho sacar esa coraza de púas.

P.D- Siempre nos haces pensar muuuuucho,jajaja!!

Besitos guapísima!

Ricardo Baticón dijo...

Hola Natacha!

Me gusta mogollón pasarme por tu blog porque tus posts siempre me sorprenden...

En relación a éste, yo creo que todos conocemos o hemos conocido alguna persona así, arisco, negativo, que ni te puedes acercar... son muy costosos y trabajosos... hasta que se fían de tí, se abren... y lo que dices, descubres que al final son de carne y hueso!... Y es que al final todos (más o menos) somos iguales, a todos nos gusta ser valorados y queridos... y el que diga lo contrario... miente.

Un abrazo!

Martín dijo...

También se da la situación inversa. o acaso las rosas no tienen espinas?

siete dijo...

con espinas o sin ellas, todos llebamos dentro una hermosa flor,

SOMMER dijo...

Yo es que soy un tipo cómodo y soporto poco el dolor. Si me pinchan, suelo salir corriendo....
Tal vez deba seguir tu consejo...

Jorge Fenix dijo...

Tal vez yo sea o haya sido asi.Las espinas siempe cumplen una función. Recuerdo una canción, un tema de salsa que decia: gracias a la vida doy, por conocer la rosa y sus espinas.
Actualmente creo tener menos espinas y mas "atractivo turistico".
Un beso,amiga

Aimara dijo...

Conocí hace tiempo a una persona que se empeñaba en tener el desierto dentro, logré apartar las espinas una a una sabiendo que mas adelante desaparecería de mi vida,aún así lo hice porque creía que la luz haría que su futuro fuera diferente.
A veces por mas que nos empeñemos en quitar espinas, la otra persona sigue colocándolas a nuestra par, hasta que el cansancio nos hace abandonar.
Una preciosa entrada, como siempre.

Besitos astrales y mucha Luz!!

Barbarella dijo...

Gran entrada!
Las espinas que dan flores, el dolor que da paso al amor, me venía la imagen de un parto, de un marathon, de...
Como siempre, me encanta pasarme por aquí, reflejas energía positiva, uno se va de tu blog más energetizado.GRacias.
B.

Seo dijo...

yo tengo muchas espinas. para defenderme de lo que pueda ocurrir

Conral dijo...

Querida amiga, es difícil quitar las espinas de la vida y hacer que luzca esa flor llena de alegría e ilusión.
Te deseo siempre lo mejor. Sigue siendo positiva, sigue quitando espinas...
Un abrazo grande
Conchi

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Gracias a ti por compartirnos esas imágenes y tu reflexión

Un abrazo

"Protegedme de la sabiduría que no llora, de la filosofía que no ríe y de la grandeza que no se inclina ante los niños."

Kalil Gibran
.