Voy a seguir hablando de paz... aún en medio de una guerra. Seguiré gritando incluso cuando otros callen.

domingo, 19 de septiembre de 2010

De vuelta... a la locura.

Bueno, pues nada... Ya estamos todos ¿no?

Decididos a ponernos en marcha. El tiempo ya ha cambiado. Hace fresquito y la ausencia de calor nos recuerda que la actividad frenética de cada año comienza.

Mis clases empiezan ya y todo se normaliza.

¿Mis vacaciones? ¿Mi escapada con amigas?... Sencillamente ¡Genial!

Hemos hecho todo eso que no se hace normalmente. Comer a deshora, reír a deshora. Paseos tranquilos y charlas sin sentido hasta la madrugada.


Todo inocente y todo hermoso. La convivencia ha sido muy divertida, creo que somos buenas chicas, jajaja.

Ahora, la cruda realidad (las cosas crudas también están ricas, que conste), con las obligaciones y limitaciones propias del adulto responsable...

Levantarse temprano, ocuparse de los asuntos mundanos, como limpiar, recoger, cocinar.
Comprar víveres (tienen la mala costumbre de comer, consumir..., cada día)
Estudiar, si ha lugar.
Ir a clase, con la comida aún en la garganta.
Atender durante 6 inteeeerminables horas, a los profes en las clases.
Volver a casa, con la lengua fuera, cual adolescente con una mochila que pesa más que yo.
Hacer la cena. Y que nadie proteste.
Recoge de nuevo las cosas mundanas, platos, vasos, polvo...
A eso de las 11, tal vez, solo tal vez... pueda sentarme un rato a... ¿estudiar?
Por supuesto, entre cosa y cosa.... llamadas de teléfono, dudas adolescentes que resolver, cariñitos que repartir y recibir, problemas en la comunidad de vecinos, el frigorífico que no congela. Pon la lavadora, tiende, recoge, plancha y coloca...

Uf, creo que no sigo... ya estoy cansada, jajaja.

Ay... si es que hay que saber ejercer todos los papeles en esta vida, pero siempre con alegría y optimismo.

No sé de cuánto tiempo dispondré para visitaros, para leeros. Pero los minutos que arañe al día, serán para vosotros, queridos amigos.


Yo me lanzo ya.... ¿Quién me sigue?

No olvidemos nunca que el mundo es de los valientes, de los que arriesgan... y si además, lo hacen con una sonrisa... El éxito es casi seguro.

Y tú... ¿te ríes de la vida o es ella quien te toma el pelo?

Un beso,

20 comentarios:

plinnn... dijo...

A la de tressssssss:))) al agua patos!! Y primera obligación: llenar de agua el cuenco de Lota porque se la ha bebido toda todita toda :)))
Besotessssssssss

María dijo...

Me alegro mucho que lo hayas pasado genial, y que vuelvas a estar de vuelta, entre nosotros, me encanta tenerte cerca, Natacha.

Y ahora a la rutina de todos los días, que bastante es, con llevar una casa, y después más otras obligaciones como trabajar o estudiar.

No me río de la vida, aunque procuro tomarme las cosas con optimismo, tampoco la vida me toma el pelo, no se porta mal del todo conmigo, estoy conforme, tengo que estarlo, tengo una familia maravillosa, unos amigos estupendos, salud y los míos también, y aunque actualmente estoy en el paro, doy gracias a la vida por todo lo bello que poseo, no puedo quejarme, no sería justo.


Un besazo.

Calvarian dijo...

No hay más que verme...se ha quedado con todo mi pelo jejeje
Feliz regreso
Bésix

mariajesusparadela dijo...

Todo bien, gracias

Conral dijo...

¡Cuánto me alegro de leerte! Ese viaje que hiciste no será el primero, seguro que ya os habéis prometido repetirlo, jeje.
Y la rutina, esa que has descrito tan bien, debemos tomarla con esa sonrisa, aunque a veces sintamos que se ríen de nosotras, pero bueno... seguimos adelante!

Un abrazo muy grande y mis mejores deseos para que toooodooooo te vaya como tú esperas. Que tus sueños se cumplan.
Conchi

Genín dijo...

¿Cuando me sacaste la foto?...jajaja
Unas veces se ríe y otras se llora, ya sabes como es la vida, pero procuro reír todo lo que puedo...
Salud

Amig@mi@ dijo...

Animo amiga, los primeros días son los más duros, y de las vacaciones...
Guarda lo bueno en el recuerdo para disfrutarlo dos veces.
;)
Besos

SUSURU dijo...

Nada más ni nada menos que la vida de una mujer responsable.
Qué alegría que al menos lo pasaste bomba con tus amigas en las vacaciones.

a cargar pilas y "pato al agua"

besotes

Pilar dijo...

Ay, calla, calla, criatura...que me cansas!!! uffff... No me negarás que eso de que te aprieten las tuercas te motiva...jajajaja.
Sé que te organizas de maravilla y que traes las pilas bien cargadas de ese viaje del que hablas...Y es que si las risas siempre son buenas, las risas a deshoras, son las mejores!!! : )
Me encanta que lo hayas pasado bien, corazón.
Yo también me lanzooooooo...

Gatadeangora dijo...

¡¡¡¡Uffffffff!!! que agotá estoy solo de leerte. Yo no me rio de la vida sólo me rio de mi misma y ya tengo de sobra jajajajaja.
Por aqui aún hace mucho calor, el verano se resiste a irse.
Un besito guapa

ANTIQVA dijo...

Me alegro mucho, querida Tachita, de verte de nuevo "alborotando" por el barrio... Me alegro mucho...

Bueno, ya sabes, el poco tiempo que te quede libre despues de atender todas esas cosas, se lo tienes que dedicar a ese tal ANTIQVA, mas que nada para que luego él se lo cuente a los gatos...

Un abrazo muy fuerte

bardinda dijo...

Bueno has vuelto con las pilas recargadas y eso se nota.

Un abrazo

Soñadora dijo...

Natacha, que bien te han sentado esas vacaciones, estás recargadísima!
Te acompaño con una gran sonrisa!
Besitos,

María dijo...

Vuelvo para dejarte un besito, Natacha, verás como tú puedes con todo.


Muaksssssssssssssssss

La terapia de Rafaela dijo...

Lo importante, es que estés aqui, haz lo que puedas y lo que debas.

besitos

Airblue dijo...

Carita guapa me has dejado agotá, ja,ja,ja,ja. La verdad es que hay personas que necesitan que el dia tenga 48 horas, me da envidia lo emprendedora que eres. Oye... ¿no te cansas nunca?. Cuídate preciosa y me alegra tu vuelta. Seguro que encontrarás un hueco para visitarnos.

Besos azules.

***Vanessa*** dijo...

Uff, qué estrés!!
Es mejor no pensarlo y hacerlo. Mucho ánimo que podrás con todo!
Besos.

La mujer del lunar dijo...

Pata al agua !!!

A veces me río de la vida y otras se ríe descaradamente de mi. De todo hay.

besoss

Lucy López dijo...

No me río demasiado, soy seria por naturaleza, aunque sé que la vida es mucho más llevadera si la tomas con sentido del humor, lo sé, pero lo que no sé es aplicarme el cuento. En fin, viene bién recordarlo para sonreir aunque sea solo porque cuando lo hacemos somos un poquito más felices.
Un beso, y que la tareas rutinarias no hagan que dejes de sonreir

Marinel dijo...

No que decir tiene que me alegra mucho verte de vuelta,aunque yo tampoco tengo mucho tiempo y ando tal como tú cuentas,también arañaré minutos para venir a verte.
A nadar se ha dicho.
Un beso grande.

"Protegedme de la sabiduría que no llora, de la filosofía que no ríe y de la grandeza que no se inclina ante los niños."

Kalil Gibran
.